elefante pixelado

arte contemporáneo - biografías inéditas - ensayos

Yves Klein

Es el protagonista principal del Nouveau Réalisme, un colectivo fundado exactamente 27 de octubre de 1960 que se proponía hallar un nuevo sentido a la naturaleza y llevarla hacia los márgenes contemporáneos: la industria, la mecánica, la publicidad. El artista puede entonces apropiarse del elemento de desecho, del objeto en serie que es arrebatado a la nada. Yves Klein (1928 – 1962) construyó la médula de este movimiento, que se anticipó a la locuras neo-dadá que llegarían a mediados de esa misma década con los artistas de Fluxus.

Su aporte más destacado fue la valorización de lo inmaterial. Entre cientos de experimentos que desarrolló, a fines de los 50 se le ocurrió intercambiar espacios vacíos de las calles de París por oro. Ejemplo: el aire de una esquina. No era una venta, sino un intercambio simbólico donde los compradores experimentaban la adquisición de la nada a cambio del más noble de los metales. El dinero recaudado, como cierre conceptual, iba a parar al río Sena.

En febrero de 1956 inauguró en la galería Colette Allendy (París) la muestra Propuestas monocromas, que fue el inicio de su período maduro. Expuso cuadros monocromos elaborados a partir de una técnica propia y colores diversos, desde el violeta hasta el rojo. También utilizó el blanco y el negro. Sólo trabajó las texturas. Al poco tiempo creó y patentó su famoso IKB (International Klein Blue), que utilizó para crear once cuadros idénticos que expuso un año más tarde en la galería Apollinaire (Milán) bajo el título Propuestas monocromas, época azul.

En mayo de 1957 expuso cuadros monocromos IKB y una escultura esponja IKB, en la galería Iris Clero (París). En la inauguración lanzó 1001 globos IKB al cielo. Y en abril de 1958 presentó Le vide, cuyo verdadero nombre fue La especialización de la sensibilidad en estado de materia prima de sensibilidad pictórica estabilizada. Pintó de blanco la sala de la Collete Allendy y la vació completamente para inaugurar, con un cocktail color IKB, la primera muestra de pintura inmaterial. Es decir, expuso la nada.

En marzo de 1960, presentó su famosa perfomance Antropometrías azules, en la Galería Internacional de Ate Contemporáneo de París. Dos muchachas participaron como “pinceles vivientes”. Desnudas y embadurnadas en pintura IKB fueron manchando una serie de lienzos que Klein, vestido de riguroso smoking, había acomodado mientras una pequeña orquesta interpretaba la Sinfonía monótona. La pieza musical también fue compuesta por Klein. Estaba integrada por dos movimientos: el primero a partir de una sola nota, el segundo en silencio.

Ese mismo año, expuso sus Cosmogonías. Ataba lienzos al techo de su automóvil y expandía pigmentos IKB en algunos sectores. Con ese dispositivo armado, viajaba a más de 110 km/h desde París hasta Niza. Las manchas de pintura, de sol, de lluvia, de suciedad y los cambios de temperatura configuraban el resultado final de la pieza.

Yves Klien vivió apenas 34 años, murió de un ataque al corazón días antes de que nazca su hijo. Como artista sólo trabajó siete. Aún así, fue capaz de producir más de mil obras, que desde 1980 integran extensas retrospectivas a lo largo de todo el mundo.

Descargar
Sinfonía Monótona – 1º Movimiento
pass: http://elefantepixelado.blogspot.com/

Descargar
Imágenes de Yves Klein
pass: http://elefantepixelado.blogspot.com/

Yves Klein – Antropometrías azules y pinturas con fuego

2 comentarios:

03 junio, 2009 Anónimo dijo...

Ahhhhhhhh!!!
No paro de leer este blog.
Buen material Agustín.
Impecable!!!

06 junio, 2009 Lukas DG dijo...

excelente puesta la del señor...
muy obsesionado con el monocromo jeje

slds