elefante pixelado

arte contemporáneo - biografías inéditas - ensayos

Cómo se hizo la foto de Pet Sounds

Ya se sabe que es el primer álbum conceptual del rock. Ya se sabe que es una infamia decir que es un disco valioso sólo porque inspiró a los Beatles para que grabaran Sgt. Pepper's Lonely Hearts Club Band. Ya se sabe que es el primer disco de rock que usa la palabra dios en una letra. Ya se sabe que Pet Sounds es una obra maestra, que generó una nueva forma de pensar el rock, que permitió que un grupo de críticos exageraran sobre su calidad, que incorporó el sonido de latas de gaseosa para hacer arreglos y que disparó a la estratósfera la demencia de Brian Wilson. Ya se sabe todo. Tal vez la tapa es uno de los incisos menos analizados del fenómeno que generaron los Beach Boys en 1966. Ellos cinco alimentando cabras.

En los álbumes anteriores, las locaciones fueron barcos, playa, coches, olas, chicas y tablas de surf. Camisas a rayas. Guitarras surferas. Con Pet Sounds hicieron un giro insospechado: vestidos con abrigos de invierno y rodeados de animales, todos sonríen y ninguno mira a la cámara.


Una de las versiones asegura que Brian Wilson eligió el nombre del disco en homenaje a Phil Spector, quería usar la iniciales de su nombre; enseguida se le vino a la mente Pet Sounds, y con el nombre asignado eligió el zoológico de San Diego para ir a tomar unas fotografías. Le gustaba la idea que la banda apareciera rodeada de animales de granja.

Su hermano Carl comentó en una entrevista a un medio norteamericano que el título fue consensuado entre todos. La intención era mencionar algo relacionado con los sonidos que más gustan, los más inmediatos, los más dulces, una colección de “pet sounds” [sonidos de mascotas]. Cuando aparecieron esas dos palabras juntas la elección fue inmediata. Después viajaron a San Diego para hacer las fotos.


Por su parte, Mike Love –en un principio saxofonista, después cantante y letrista junto a Brian– explicó que las fotos ya estaban hechas, se habían tomado una tarde en el zoológico sin tener en mente utilidad alguna. Y como en el disco se utilizaban sonidos de animales, puntualmente ladridos de perro, se le ocurrió el nombre Pet sounds. Fue una idea suya –aseguró– mientras estaban fumando en el pasillo del estudio United Western Recorders o del Sunset Sound. Ese dato no lo recordó con precisión.


Lo cierto es que el 15 de febrero de 1966, los hermanos Wilson (Brian, Carl y Dennis), Mike Love y Al Jardine viajaron al zoológico de San Diego junto con George Jerman, fotógrafo oficial de Capitol Records. Habían trabajado juntos en 1964 para la portada de The Beach Boys' Christmas Album. El título del disco ya estaba definido, por eso fueron al zoológico. Había sido idea de Brian. Lo de las cabras también. Lo tomó de una obra de teatro que había visto ese mismo año. Recorrieron los corrales. Era media tarde y hacía frío. Tomaron pocas fotografías, estuvieron menos de dos horas en el zoológico. No fue necesario maquillaje ni iluminación artificial. El resto estuvo a cargo del departamento de diseño de Capitol.

El lanzamiento oficial fue el 16 de mayo de 1966. Las ventas no tuvieron la repercusión esperada, era un álbum diametralmente distinto a los anteriores, no había canciones ligeras ni bailables. El tiempo lo ubicó en su lugar. En la actualidad, cualquier ranking de los mejores discos de la historia del rock lo anuncia entre los primeros tres. Los último años de la década de 1960 estuvieron signados por la anarquía y la psicodelia. Muy pocos discos de esa época envejecieron con dignidad. Pet Sounds fue un disco fundacional y, sin dudas, determinante.

0 comentarios: